"¡Viva el vino!" (Mariano Rajoy, 2007)

Satiricón (Fellini Satyricon)

Federico Fellini, 1969
Para cuando se estrenó esta película Fellini ya era una celebridad y estaba considerado un referente por el movimiento contracultural, además de disponer de presupuestos prácticamente ilimitados  lo que sin duda se nota en la rica puesta en escena. Satiricón está basada en la novela del mismo título de Petronio, una de las primeras novelas de las que se conservan textos y que relata la vida en la antigua Roma desde un punto de vista satírico y haciendo especial énfasis en las conductas de las decadentes clases nobles (orgías, banquetes excesivos, rituales, promiscuidad, y un largo catálogo de perversiones, filias  y guarrerías).  Argumentalmente es algo inconsistente ya que es una acumulación de episodios aislados con el único nexo común de los viajes del protagonista y sus problemas para mantener fiel a su amante adolescente, pero la puesta en escena, maquillajes, vestuarios, etc. hace que a nivel visual sea deslumbrante. Y como catálogo de perversiones en el mejor estilo de su autor, resulta francamente notable (en su época causó bastante escándalo). Va claramente de menos a más (la escena del minotauro y los posteriores relatos son muy destacables en comparación con la anodina primera media hora). No es de las mejores obras de su autor, pero no hay ninguna película de Fellini que no resulte interesante.
Valoración: 7/10
.

6 comentarios:

elprimerhombre dijo...

No la he visto pero estoy muy de acuerdo con eso de que no hay ninguna película de Fellini que no resulte interesante. Amarcord, La dolce vita o Las noches de Cabiria son películas inolvidables. En cambio, La Strada que es considerada como una de las mejores suyas a mí no me conmovió, hasta me molestó el personaje de Anthony Quinn. Un saludo!

Fantomas dijo...

Si es de Fellini merece ser vista. Hasta su película más mediocre tiene elementos destacables que la hacen especial.

Saludos!

Dr. Quatermass dijo...

Hola, gracias por los comentarios. primerhombre: La Strada se aguanta por el maravilloso papel de Massina, Anthony Quinn es el necesario contrapunto y no es necesariamente un papel inolvidable, pese a que a mi toda la peli en conjunto me parece maravillosa.
Saludos!

tomas dijo...

Magnífica película y magnífico el mundo de Fellini. Aunque mi favorita, Casanova.
Saludos.

Anónimo dijo...

No lo destacaria como representante de Fellini pero cuando uno ya es famoso se puede permitir estas ligerezas. La escena del minotauro y su irresoluta conclusión me parece uno de los gags más destacables del cine italiano de todos los tiempos.
Saludos desde Subur
Nacho Z Jeans

Dr. Quatermass dijo...

Hombre Nacho! ya se te echaba de menos. Te doy la razón con la escena del minotauro en los dos sentidos que comentas: Inconclusa como toda la película, es un pequeño caos de escenas sueltas vagamente conectadas, el milagro es que funcione pese a eso. Y también en lo de gag, se llega a niveles de surrealismo buñuelianos.
Saludos!