"¡Viva el vino!" (Mariano Rajoy, 2007)

Drive



Nicholas Windingn Refn, 2011
Que gustazo esta "Drive", impecable cinta de cine negro clásico basada en las adanzas de un conductor especialista de cine que también realiza trabajos más truculentos. Lo tiene todo: personajes inolvidables y carismáticos, una puesta en escena deslumbrante, un guión simple pero efectivo... apenas un puñado de secuencias de acción, pero con algunas set-pieces llenas de "preciosa" violencia. Definitivamente una película que intenta demostrar que un cine de autor para multicines puede ser posible. Gran y elegante banda sonora lo-fi de techno ochentero que le sienta como un guante. Su director (que dará que hablar) mide el tempo con maestría y permite desarrollarse a esos dos grandes personajes interpretados por Ryan Gosling y Carey Mulligan. Lo de Gosling es de quitarse el sombrero, tremenda creación la suya de un personaje complicado, uno tiene la sensación de haber descubierto "Taxi Driver" y al nuevo Robert de Niro (¿y al nuevo Scorssese? ....ya puestos).

Y Recordar:
"I give you five minutes when you get there. Anything happens in that five minutes and I'm yours, no matter what. Anything a minute either side of that and you're on your own....."
Valoración: 9/10



Sagas Simias: El origen del planeta de los simios (Rise of the planet of the apes)

Rupert Wyatt, 2011
Uno de los seriales de más éxito de este blog es el dedicado a "El Planeta de los simios", por fin puedo incluir la nueva entrega a tan ¿magno? serial. Como anécdota mis ganas de ver esta peli me hicieron arrastrar a mi señora al cine en un estado de cansancio lamentable cosa que hizo que me quedara frito a los pocos minutos para mi frustración y cabreo, pero es que en el primer intento de visionado del DVD me pasó lo mismo!!!. En fin casualidades de la vida porque la película no es precisamente para dormirse (yo si tengo sueño ni aunque me pongan El Imperio Contraataca)...  pero sigamos:

El serial de "El planeta de los simios" alcanza su séptima entrega proponiendo un reboot o nueva partida argumental de la historia, algo perfectamente en línea con el cacao maravillao de la continuidad temporal del serial original de cinco películas, dode de hecho la tercera; "Huida del Planeta de los Simios" ya era una especie de reinicio despues del binomio inicial. Han pasado 43 años del estreno de la película de Franklin Schaffner y la Fox sigue teniendo ganas de sacar a los simios del armario de donde no hay manera que los dejen descansar, y como comentábamos en el post de balance de las sagas simias en Abril de 2010 (joder como pasa el tiempo) venía en camino ésta cinta que para regocijo de la productora ha dejado en caja pingües beneficios (500 millones de recaudación), críticas bastante favorables y el camino allanado para una continuación que ya se está gestando.

Tu a Boston y yo a California
El planteamiento de esta entrega es parecido al de la estupenda cuarta entrega de la serie original "La rebelión de los simios", dónde un descendiente de unos monos venidos del futuro se erige en líder de una revuelta que sacude a una civilización donde los simios vivien esclavizados por los humanos y que supone el inicio de la dominación simia que vemos en la película de 1968 (situada en un futuro muy lejano) y que resulta fiel a lo narrado en la novela de Pierre Boulle en cuanto a los origenes de la dominación simia (salvo la licencia del simio venido del futuro). Sin embargo para esta nueva entrega se prescinde de simios venidos del futuro y de civilizaciones oprimidas. Ojo al dato: Este nuevo guión mata de un plumazo dos de las claves de la ciencia ficción: el hecho científico maravilloso (viaje en el tiempo), y la esencia sociológico-distópica. En su lugar, la semilla de la inteligencia simia proviene ahora de algo tan sobado como un virus resultado de un experimento científico. O sea que del hecho social/antropológico nos vamos a las consecuencias de la ciencia añadiendo el ingredienteo de que el virus de marras resulta mortal para los humanos. Del hecho fantástico y maravilloso a un argumento de estar por casa que no despierta el sense of wonder y que hace mirar las fechorías de la banda simia con la misma asepsia con que vemos a los decepticons arrasar ciudades, si Rod Serling levantara la cabeza....

¡La vamos a liar Parda!
Mi erudición simia me ha hecho empezar la casa por el tejado en este post, así que diremos que el argumento de esta película parte de unos experimentos genéticos en simios por parte de una empresa que busca curas para el Alzeheimer. Los experimentos fracasan al detectar que provocan agresividad en los monos, por lo que el programa es cancelado y todos los simios involucrados eliminados, pero el científico protagonista (un correcto sin más James Franco) rescata a una cría a la que cuidará en su casa clandestinamente. Para cuando la cría crece, un episodio de agresividad hace que la recluyan en una especie de prisión para monos (¿existen esos sitios?), dónde se revela contra la disciplina instaurada trazando un plan de fuga mientras se descubre que el mismo vírus que dota a los simios de inteligencia es letal para los humanos. Así que ya véis, el argumento es un cruce de referencias a la saga simia original (César se llama el prota, of course), películas tipo "Contagion" o "Estallido", y a mi me recordaba mucho también al noble género de fugas carcelarias.

La leyenda de los gorilas voladores, próximamente en sus pantallas
No me gusta el enfoque del guión ni la traición al espíritu de Boulle, pero la película afortunadamente es buena, el guión progresa adecuadamente, los simios CGI dan el pego (cortesía de Andy Serkis en motion capture), y la poca acción de los dos primeros tercios de film se compensan con unas vibrantes secuencias de revueltas simias en el tramo final. Creo que es una buena película, aunque sin duda se le podría haber sacado más partido con una trama no tan lineal y previsible. Veremos dónde llevan este nuevo serial sus guionistas, durante el metraje se hacen guiños a la exploración espacial y se van dando aquí y allá pistas y referencias a posibles continuaciones, pero todo este mejunje simio explicado de manera lineal tiene bien poca gracia, o se ponen a viajar en el tiempo o la cosa puede seguir de manera bien sosota. Veremos....
Valoración: 7/10


PD: ¿Y el Dr.Zaius?



Vetusta Morla... mo(r)lan

Hace ya muchos años que vivo completamente desconectado de la música indie por no hablar del mainstream, mi pasión musical la muevo por terrenos más underground por no decir marginales. Por ello a muchos os puede sonar como a que he descubierto la sopa de ajo, pero casi de casualidad me encuentro con este vídeo de Vetusta Morla, mientras leo sobre ellos un par de artículos en prensa. Tanto los artículos como el vídeo despiertan mi interés: Un grupo que triunfa manteniendo la independencia, capaz de hacer un vídeo que cita al Pasolini de Saló, y lo que es más importante, con un álbum lleno de temas acojonantes, épica por un tubo, un cantante prodigioso y unas letras crípticas e indescifrables. Me han Mo(r)la-do, y perdón por el chiste fácil...


Quatermass Rock: Steven Wilson "Grace for Drowning"


Va llegando la hora de hacer balance musical del año y pocas cosas durante el año nos han hecho vibrar como la nueva masterpiece de Steven Wilson, a quien parece que Porcupine Tree se le ha quedado pequeño y necesita de terreno para explorar con este proyecto en solitario que para regocijo de su cada vez mayor número de seguidores está ofreciendo un nivel incluso mejor que su banda de referencia, y eso es mucho decir.

A Wilson parece que le ha constado unos cuantos años encontrar su camino y poder referenciar sin tapujos sus influencias. Defensor a muerte de la música progresiva puesta en un contexto contemporáneo, tuvo que tirar del metal para ampliar la base de seguidores, algo con lo que al parecer no se siente cómodo y de lo que queda poquito en este ofrecimiento. Por contra no se ha cansado de reivindicar las bondades de la integración del jazz en la música contemporánea, lo que unido a sus influencias de grupos como Radiohead o Muse, y a las vibraciones que le contagia su implicación en la remezcla de toda la discografía de King Crimson (todos firmes), pues le hace entregar lo que puede tranquilamente ser lo mejor que ha hecho en toda su carrera. Yo de verdad que no dejo de asombrarme con los niveles de inspiración de este hombre, si aún no lo has descubierto no sabes como te envidio, tienes por descubrir el maná musical del cielo.

Aquí os dejo algunos vídeos, el de "Track One" es visualmente fascinante si tenéis un poco de paciencia y el tema es tremendo mostrando hechuras sorprendentes bajo formas aparentemente accesibles, "Index" si que muestra una cara más amable mientras que por contra "Remainder the black dog" muestra su cara más experimental y progresiva. A disfrutar.

The Wicker Man "Nicholas Cage Edition"

Neil la Bute, 2006
Si la gracia de una película es un contexto realista con sus toques folclóricos y todo (uno puede creerse religiones paganas en el norte de Escocia arropadas por música folk autóctona) pues no me hagan la gansada de trasladar la acción a los USA porque no cuela ni con cola aunque digan no se que de Salem, porque la cosa queda tontuela y absurda. El remake sigue más o menos la trama del original pero descontextualizada de manera que pierde todo su interés, no me extraña que haya quien haya hecho trailers en plan comedia porque los intentos de hacer de la trama una especie de thriller psicológico a la saluld de unas alucinaciones de Nic no cuelan y no son necesarias en una historia que ya de por si es rica correctamente planteada. Como esperaba, un bodrio de cuidado que ni siquiera es divertido y donde pasan muchas cosas absurdas, vean por favor la de Hardy, esa si que es maravillosa.Valoración: 4/10


Pearl Jam: "Twenty"....Rock Movies by TQX....

Cameron Crowe, 2011
Haga lo que haga, Cameron Crowe siempre será el autor de la mejor película de ficción nunca creada sobre el mundo del rock: "Casi Famosos" (2000), especialmente brillante en su director's cut de casi 150 minutos en los que no sobra ni uno. De hecho es una especie de autobiografía personal que recrea cuando siendo un mocoso de 15 años se fue de gira con Led Zeppelin como redactor del Rolling Stone. O sea que Cameron Crowe es además de director de cine un tío apasionado por el rock, como demostró también en 1992 cuando convirtió una comedia romántica en todo un retrato generacional sobre la generación grunge en "Singles", oportunamente localizada en Seattle y donde ya aparecían Pearl Jam, por cierto. No se puede decir que su carrera cinematográfica haya seguido una línea regular y que presenta muchas lagunas pero es siempre un tipo a seguir.


Ahora Crowe les ha dedicado un documental con la excusa del 20 aniversario de la banda, y siendo el documental cojonudo, completísimo, con todas las voces que tiene que tener, y relatando todos los hechos que deben salir, tiene que haber otra manera más interesante de celebrar la obra de un grupo que recorrer cronológicamente su historia combinando imágenes de archivo con bustos parlantes de los miembros de la banda. Si algo malo se puede decir de esta cinta es que es el "documental canónico", es lo que cualquier fan del grupo podría esperar, y sin ser ello malo, estoy seguro que esto hubiera sido mucho más interesante enfocado de otra manera (y ojo que llueve sobre mojado porque ya llevo unos cuantos documentales recientes que no salen de este esquema). Tan interesado está Crowe en no dejarse detalle de la cronología del grupo que no hay tiempo para entrar en los detalles del proceso creativo de obras maestras como "Vitalogy" (*).


Por supuesto que había que relatar el fallecimiento de Andy Wood, la curiosa relación con Kurt Kobain, el célebre pleito con ticketmaster por el precio de las entradas, el no menos célebre agradecimiento de Wedder al recibir un grammy: "Este premio no tiene sentido", el terrible accidente en Copenhague que acabó con nueve espectadores fallecidos, su participación en causas benéficas, etc. Y en ese sentido no se puede decir que falte ningún hecho notable de la historia del grupo.

Pues eso, a algunos nos hubiera gustado más un enfoque más personal (me acuerdo ahora de las maravillosas set-pieces de la maravillosa "It might get loud" con Jack White construyendo una primitiva guitarra o Jimmy Page pinchando singles arqueológicos), pero "Twenty" ofrece lo que promete y es complicado sentirse defraudado por mucho que la cosa hubiera podido dar más de sí.
Valoración: 7/10 .


(*) Acabo de pincharme "Vitalogy" sacado del mismo digipack en que lo compré en 1994, un libreto que me tuvo intrigado por meses (aún lo hace hoy en día) en su bizarra mezcla estética de textos médicos y políticos. Hacía años que no lo hacía y después de mucho tiempo de no escucharlo entero mantiene su magia como el primer día. No he seguido sus últimos años pero sin duda para mí se trata de una de las más grandes bandas de los años 90. Por cierto que ya estoy harto de rescatar CD's con muchos años de antigüedad y tener problemones para que el reproductor los pinche, me temo que lo que se decía de que la vida de un CD no iba más allá de los 15-20 años es una verdad como un tempo, y algunos de mis vinilos con más de 40 años sonando de primera.


(pincha ahí para otras molonas reseñas de pelis rockeras)

The Wicker Man, imprescindible film de culto

Robin Hardy, 1973
Imprescindible película que en su momento fue poco más que una serie B y que el paso de los años se ha encargado de poner en su sitio como eso que llaman "cinta de culto". En mi caso me topé con citas a esta película en varias fuentes mientras buscaba información acerca del grupo Comus, autor a principios de los años70 de un imprescindible álbum de folk psicodélico cuyas letras evocan extraños ritos conteniendo violaciones y asesinatos, os cuento del disco en un futuro post, pero volvamos a la peli:

El argumento es simple, un policía va a una remota isla en el norte de Escocia a investigar la desaparición de una adolescente, y se encuentra con un halo de hermetismo entre los habitantes locales, mientras empieza a ver extraños comportamientos en ellos para descubrir que sus habitantes han abandonado el cristianismo para abrazar extremos cultos paganos.

La película triunfa a varios niveles, por un lado el retrato casi folklórico de las costumbres locales que culmina en el maravilloso festival final, y en el que resulta clave las omnipresencia de la música popular, así como la creíble recreación de vestuarios, danzas y rituales varios. Por otro en el ingenioso y bien hilvanado guión que va desgranando la información de lo que se cuece, contraponiendo las profundas creencias religiosas cristianas del protagonista con sus bizarros descubrimientos.


A destacar también los guiños de verosimilitud que los autores le dieron al guión, al inicio leemos un rótulo que dice: "Gracias a los habitantes de la isla por compartir sus costumbres", mientras que muchos de los ritos mostrados fueron fruto de un riguroso trabajo de documentación que se muestra perfectamente encajado con elementos del folklore británico. Y bueno muchos otros detalles de guión que dotan a esta pequeña maravilla de un malsano toque de realismo.

Una brillante cinta bajo cualquier punto de vista, sin duda merecedora de un mayor conocimiento. Decir que Christopher Lee tiene un papel clave por el que apenas cobró, deseoso como estaba de desmarcarse de los clichés de la Hammer, aunque sinceramente, tampoco esta tan alejado de esos parámetros.
Valoración: 8,5/10


Retro Gamer / Steve Jobs


Para los que empezamos a peinar canas (o calvas), y pasamos nuestra adolescencia enganchados a un ordenador o consola de 8 bits, esos juegos de antaño nos tocan la fibra sensible de tal manera que quien más quien menos los juega en un emulador en su PC, tableta o smartphone (¡lo más en Android!), y los más frikis hasta guardamos el Spectrum y lo conectamos de uvas a peras. Por ello me extrañaba que nadie intentara sacar tajada comercial a esta afición. Hace tiempo que veo en UK ejemplares de la revista retro gamer, unas revistas hechas como sólo saben hacer allí: maquetadas de forma atractiva, con larguísimos articulos en profundidad, calidad gráfica, etc. Pues bien, acaba de salir el segundo número de su edición española, dedicado a algunos de los juegos clásicos de la historia, su creación, entrevistas a sus programadores, etc. Interesantísimo contenido en su mayoría procedente de traducciónes de la edición UK pero aportando algunos contenidos locales como la entrevista a los hermanos Ruiz sobre los orígenes de la mítica DINAMIC (impagable como describen con pelos y señales como empezaron a hacer frente a facturas de 40.000 pesetas con apenas 18 años, eso es emprendeduría). De hecho eso es parte de lo que me fascina de aquella época, las oportunidades que había para un chaval un poco espabilado que un par de meses podía tener hecho un juego con el que ganar bastante pasta (comentan que algunos de los juegos más celebrados como Profanation o Babaliba les llevaban dos meses de trabajo).



También interesantísimo si aún podéis encontrarlo el número #1, 180 paginas con los detalles de la mítica generación de ordenadores de 8 bits y todos los detalles de Spectrums, Commodores, y demás.... y el Apple II, lo que me viene al pelo para meter la coletilla de lo interesante que me está resultando la biografía de Steve Jobs de Walter Isaacson. No por que me parezca un personaje clave de la historia como algunos descerebrados van diciendo, sino por el retrato del nacimiento y desarrollo del Silicon Valley, y de los primeros pasos del mundo de la informática. Y por supuesto para certificar que Jobs era un auténtico gilipollas que no se duchaba en semanas y decidió morir de Cancer antes que tratarse a tiempo, además de un psicópata en la manera de llevar los negocios y relacionarse con sus empleado. Pero pese a la dificultad de empatizar con este personaje (cero empatía en mi caso para más detalle), uno aprende con este libro como tratar a los Steve Jobs de la vida que uno se encuentra en esos mundos laborales de Dios, gente que se pasea por los puestos de trabajo despreciando el trabajo ajeno sólo para combatir su propia mediocridad. Pero bueno volveremos sobre el tema cuando acabe el, repito, interesantísimo libro.

Ale, un post cada dos semanas pero ya que nos ponemos dos en uno, y además sin leer retro gamer no me hubiera podido enterar de este glorioso anuncio.... de videojuegos, of course:


Fallece Ken Russell


Los amantes de los excesos culturales estamos de luto. El autor de excentricidades tan deliciosas como "Tommy" o "Lisztomania" ha fallecido estos días. Me quedan muchas películas de Russell por ver pero desde que descubrí Lisztomanía (pinchar en el link) supe que tengo que ver más cosas de este hombre y profundizar en su saga de delirantes biopics de compositores clásicos de principios de los 70. Además en los 80 hizo cosas majas como "Viaje alucinante al fondo de la mente" o "La pasión de China Blue". Aunque siempre te recordaremos por "Tommy", gracias Ken:

Redescubriendo "Aqualung" de Jethro Tull



Ya se sabe que básicamente para lo que sirven los remasters, remezclas y éstas cosas es para reencontrarte con discos que hace años que no escuchas y que acumulan polvo en la estantería. En éste caso le ha tocado celebrar su 40 aniversario a la obra maestra de Jethro Tull, "Aqualung". Antes de comentar las novedades de esta edición, comentar que para mi éste álbum no tiene la consideración que merece. Sí que se lo considera uno de los grandes álbumes de los 70, pero tiene la mala suerte que los aficionados al rock generalista lo consideran demasiado progresivo y los extremistas progresivos lo consideran demasiado simple (cosa fácil si los siguientes álbumes contienen temas de 20 minutos). A mi me vuelve loco "Thick as a Brick" pero amigos, "Aqualung" es uno de los 20 mejores discos de la historia del rock.

Por aquel entonces Ian Anderson y los suyos culminan el Blues-Rock de sus inicios en un rico hard rock progresivo que sin renunciar a algunos momentos instrumentales, va al grano en desgranar 11 temazos donde la inspiración y calidad de la ejecución, así como lo imaginativo de los arreglos y lo creativo de las letras lleva a ésta obra a los cielos de la historia del rock. Luego Jethro fueron abiertamente progresivos, pasaron por el folk-rock y hasta el synth-pop para recibir hasta grammys al mejor álbum heavy.... Ian siempre ha sido un tipo inquieto y un cachondo mental y se merece que de un p.... vez se reconozca a éste grupo como uno de los mejores de su época y a "Aqualung" el status que merece.


Y comentado lo anterior, decir que nada menos que Steven Wilson en persona (si es que Dios los crea y ellos solitos se juntan) ha cogido el toro por los cuernos de remezclar (que no remasterizar) el multipista original para recrear la mezcla original pero con una calidad y riqueza de matices que te pone el cerebro del revés. Además editado con libraco de 40 páginas con mil y una historias de la época y un disco extra de material complementario (para nada de relleno o para cubrir el expediente). Que pena que para acceder a la  mezcla 5.1 haya que soltar una pasta, pero ya la pillaremos, ya..... ¿Que no sabes quien es Steven Wilson?, tienes un problema colega.... aunque solo hasta dentro de un par de posts :-)

Que alguien me diga que tiene "Aqualung" que envidiar a cualquier cosa de Led Zeppelin, quienes por cierto, estaban grabando simultáneamente su también obra maestra "IV" en el mismo estudio que los Jethro parían su masterpiece. Os dejo con "Locomotive Breath" en un vídeo acongojante de 1982 que he encontrado....

Termómetro Quatermassiano: (+) Super (pse) Attack the Block (-) Midnight in Paris

Bueno, cada vez tengo menos tiempo para postear así que iré al grano. Ya he intentado varias fórmulas para ir comentando las pelis que voy viendo y opinar sobre ellas, al final he llegado a la conclusión que lo mejor es dejarse de rollos patatero. Así que (repito), al grano:

NOTA: (FA)=Link a las fichas de Film Affinity por si no sabéis de que peli hablo....

Caliente:

Tintín, of course, de la que ya hablé en detalle. También muy estimable (sobre todo en comparación con la mayoría de entregas de la saga) la entrega final de Harry Potter (FA), por fin una entrega con un mínimo de suspense mantenido y un poco de acción espectacular... algo que no de ganas de cortarte las venas vamos. Quizá mi recomendación más sincera de hoy: Super (FA), esta desafortunada cinta (por fortuna comercial que no por calidad) tiene tantas virtudes como Kick-Ass pero ha tenido la mala suerte de coincidir en el tiempo con un planteamiento casi idéntico (el perdedor jugando a super-héroe que encuentra una aliada inesperada). Comparte la mayoría de las virtudes de aquella con quizá un mayor patetismo en los personajes (si ello es posible), con lo que la recomiendo plenamente.



Templado:

Algunos asiduos de Sitges cuestionaron mi review positiva de Red State alegando que la película que merecía haberse llevado todos los galardones era Attack the Block (FA), una vez vista ésta última he de decir que el galardón estaba muy bien entregado a la película de Kevin Smith. Éste Attack the Block es el enésimo intento británico de conseguir una ciencia ficción de serie B con sello de humor británico y unos niveles de acabados dignísimos (algo así como la estimable FAQ About Time Travel). Y bueno pues eso, la película es digna e imaginativa en la puesta en escena, pero de ahí a reivindicarla como la nueva La Cosa pues hay un trecho.... 

Afronto Transformers 3 (FA) con menos expectativas que ante un debate de "El gato al agua" y para mi sorpresa paso un rato entretenido, y es que la segunda entrega me pareció un infame aburrimiento irritante a más no poder. Aquí por lo menos puede uno ver (y olvidar ipso-facto) a los cacharros darse de hostias mientras actores increíbles como Jeremy Irons, John Turturro y Frances McMDormand hacen el ridículo, llamarle guilty-pleasure si queréis. 

Se supone que debería haberme gustado más Beguinners (FA), la enésima comedia indie con el tipo de chicas que solo salen en las comedias indies (distantes y enamoradizas sin ganas de coger compromisos), que por lo menos tiene el genial personaje de Christopher Plummer, un anciano que sale del armario a avanzada edad. No está mal pero me aburrió algo. 


Frío:

Resacón 2 (FA), igual que se ve se olvida así que no merece perder el tiempo en ella, además qué poca imaginación madre mía, el esquema argumental es idéntico a la primera entrega cambiando los gags de dientes rotos por los de señoritas con rabo. Y lo que más me duele: Medianoche en París (FA), me aburrió cosa mala, con lo que a mi me gusta Woody Allen, pero es que a esta propuesta pseudo-fantástica no le vi la gracia ni el gancho en ningún momento. Ni me pareció encantadora ni evocadora ni inolvidable (por si veis estos adjetivos en la multitud de críticas favorables que tiene esta cinta), pero a mi no me la dan con queso.

Y con esto y un bizcocho hasta mañana hasta las ocho, que ya estoy dedicando a este post más de los 20 minutos que tenía pensados....

40 años de Stairway to Heaven en pedos manuales


Que mejor manera de celebrar esos 40 años que con esta inigualable versión!

Enorme Tintín



Steven Spielberg, 2011
Una tarde lluviosa ha tenido la culpa de que me haya liado la manta a la cabeza para dirigirme a la sala más cercana que pasara (en 2D) la anunciada película de Tintín acompañado de mi hijo de 6 años (esto último me ofrecía dudas, yo quiero que empiece a ver cosas más adultas pero me daba miedo que se aburriera con la experiencia). Por supuesto que tenía también mis dudas personales, es muy complicado adaptar cualquier cómic, uno se imagina a los personajes moviéndose y hablando de una manera concreta, y más si hablamos de Tintín con todo lo que ello significa (por no hablar de mi aversión al motion-capture). Además había escuchado que en lugar de adaptar un álbum la historia estaba inspirada en algunos de ellos pero sin seguirlos... ¿porqué?, ¿es que Spielberg y sus guionistas iban a mejorar las historias de Hergé?


Pues la respuesta a todas las preguntas del párrafo anterior es que padre e hijo hemos salido del cine con una sonrisa de oreja a oreja. Se me ocurren otras maneras de adaptar el universo de Tintín (¿porque no en imagen real?, ¿porque no apostar más por la intriga y menos por la acción?....) pero ésta manera de adaptarlo es francamente cojonuda. La película es acción pura sin tregua, con secuencias que parecen directamente salidas de la saga de Indiana Jones, pero desarrollando correctamente un guión interesante. Hay algunas escenas soberbias por no decir increíbles, como las persecuciones por las calles y carreteras de Marruecos o la huída en hidroavión. La mano de Spielberg es perfectamente reconocible, y su apuesta (repito solo una de las posibles) es un triunfo. Se podría reprochar que alguno de los personajes podría estar más logrado o que el humor de los álbumes se pierde algo, pero en general la sorpresa ha sido gratísima. Una vuelta al entretenimiento familiar tal como lo entendíamos en los 80 (porque si el entretenimiento familiar de los 00 es Harry Potter, hay como para cortarse las venas) y un triunfo para el mundo Tintín que espero vea multiplicado el interés hacia su formato original, por lo pronto le he explicado a mi hijo de la existencia del formato cómic y ya está ansioso por descubrirlo!


Acabo con un comentario sobre la factura técnica. Yo era muy reacio al motion-capture, pero hay que quitarse el sombrero ante el look y factura visual de la película, el salto adelante es gigantesco. Sólo determinados aspectos expresivos (esos ojos) no quedan del todo bien facturados, pero sería de necios negar que se pueden hacer grandes películas con estas técnicas. Y no quiero dejar de mencionar los estupendos créditos iniciales, un homenaje a Hergé francamente precioso.
Valoración: 8/10

Megamelómanos, esto no puede quedar así

El amigo Aitor, mantenía con gran esfuerzo y dedicación su blog Megamelómanos (Multimelomanos.blogspot.com), un blog que más allá de sus contenidos musicales iba un paso por delante de lo que puede ofrecer un blog temático, cada post aportaba reflexiones sobre cualquier tema imaginable, escritos con una sinceridad tal que sin conocer de nada a Aitor le darías un abrazo así como si nada si te lo encontraras delante.

Resulta que los de Blogger se lo han borrado todo de un plumazo (4 años de trabajo), con una comunicación sobre" infracciones de las Condiciones del servicio de Blogger" que el pobre no entiende ni acierta a comprender cual ha sido la ofensa.

No me parece de recibo, alguien como mínimo debe dar una explicación. O a ver si alguien puede proveer de mecanismos de contacto con una persona humana de google más allá de infames comunicaciones impersonalizadas.

Aítor, aquí me tienes para lo que necesites!

ACTUALIZACIÓN

Pues parece ser que el blog ha sido restablecido y como mínimo se sabe la ofensa: unas pequeños extractos de libros, marcados y perfectamente identificados como citas, pero al hombre le han censurado una pila de posts. Absolutamente ridículo y cosas como esta son las que hacen que te dan más ganas de cagarte en los derechos de autor y su puta madre.

Deep Purple: Phoenix Rising ....Rock Movies by TQX....



Imprescindible DVD de reciente aparición con unos materiales de valor incalculable para los seguidores de una de las bandas más grandes (en cualquier sentido) de la historia del rock: Un conjunto de materiales sobre la etapa con la que dieron carpetazo a los 70 cuando ésta década apenas andaba por la mitad de su recorrido, y no precisamente por baja forma musical o poco éxito comercial, lo que este DVD documenta de manera excepcional es como el despiporrre fiestero y adicciones varias relacionadas acabó con la paciencia de los que tiraban del carro. Pero vamos por partes....

En primer lugar tenemos un documental de 80 minutazos que parte con el relato de la marcha de Roger Glover e Ian Gillan terminando así con la formación clásica de "Machine Head" o "Made in Japan" (álbumes clave de la historia del rock). Así se relata la llegada de David Coverdale y Glenn Hughes, la posterior marcha de Ritchie Blackmore y la llegada de Tommy Bolin para el álbum "Come taste the band" que cerró su producción por casi una década.


El relato de Hughes (en primera persona) es interesantísimo, pocas veces he visto explicar con tal sinceridad la caída en las adicciones (en su caso la cocaína le tuvo casi dos décadas poseído), y el relato de sus fiestas con Bolin satisfará a los fanáticos de los desfases rockeros (al parecer una funda de guitarra siempre iba hasta los topes de polvo blanco...). Jon Lord pone el contrapunto con su frustración y su retrato del abismo hacia el que el grupo iba sin freno. El relato va acompañado de todo tipo de imágenes de la época (incluido un extraño episodio en Indonesia de donde salieron vivos de milagro), así que es de lo más entretenido.

Sólo por el documental merece la pena, pero para muchos la estrella contenida en este disco son los 30 minutos de Coverdale/Lord/Bolin/Hughes/Paice tocando el Budokan de Tokio en una de sus últimas actuaciones. El documento es impresionante porque es la única filmación con Bolin, y los aspectos técnicos son   apabullantes en cuanto a calidad de imagen y sonido, de hecho se distribuyó en su día en cines y la única pena es que no sea el concierto completo. Por cierto que Bolin (trágicamente fallecido al poco de disolverse el grupo) al parecer estaba un poco tocado por una parálisis en una mano que le impedía tocar al 100%, pero aún con todo la performance es enorme (parálisis producida por una dosis de morfina que le provocó estar inconsciente durante horas en una postura que no permitía el riego sanguíneo en su mano).

Que grande el legado videográfico de los Purple, que pocos grupos tienen tan bien documentada su era dorada... Os dejo con un Burn extraido directamente del concierto del DVD.


Adicto a Vertigo



No estoy hablando de la peli de Hitchcock sino de la discográfica que a finales de los 60 puso patas arriba el panorama musical junto a otros sellos como Harvest, sacando del underground a grupos como Black Sabbath, Rod Stewart, Status Quo, Uriah Heep.... y poniendo en el mapa al mismo tiempo a bandas olvidadas que con álbumes iguales o mejores que los de los grupos mencionados no tuvieron tanta suerte y no encontraron viabilidad comercial después de algunos álbumes increíbles, estoy hablando de grupazos como Gracious, Cressida, Fairfield Parlour, Colosseum, Clear Blue Sky, May Blitz, Warhorse, Catapilla y un larguísimo etcétera de grupos del más variado pelaje musical.


Esto de ponerte a revisar un sello referencia a referencia en el mismo orden de publicación de los discos te da una perspectiva fascinante. Aparte de date cuenta de que la línea de calidad se mantiene sean bandas mega-conocidas ahora como los Sabbath o grupos que ahora no conoce ni su padre como Clear Blue Sky, uno puede meterse de lleno en la época, sus sonoridades, pero también las tendencias gráficas de sus portadas, los temas de sus letras.... es como una máquina del tiempo particular. Yo hace ya años que me enganché a estos grupos, pero un afán completista me lleva una y otra vez a esa lista que esconde muchos tesoros y muy poca morralla, que ni siquiera cuando lo es decepciona, algún concepto o personaje freakie hace que la etapa haya merecido la pena.



Lo grande del underground de esa época fascinante (que por algo por ahí más o menos nací yo), es que tocaba palos de mil y un estilos, al contrario que ahora donde los sellos mimetizan sonidos de bandas hasta no poder casi reconocerlas, aquello era un frenesí estilístico que iba desde los primeros pasos del heavy (que alguien me diga que Clear Blue Sky o May Blitz no son tan pioneros como Sabbath), pasando por el jazz rock, el folk, el jazz, el progresivo, el blues-rock, todo tamizado por un fino (o grueso) trazo psicodélico que añade el ingrediente definitivo. 


Os dejo (que me toca viaje en el tiempo) con algunas muestras. El primero que os pongo, ese Emily de Fairfield Parlour es uno de mis temas favoritos de siempre!!!! Al final del post tenéis un vídeo con el famoso logo en movimiento y su efecto 3D .....






Red State: Cojonuda, gracias Sitges!

Kevin Smith, 2011
Gracias muchas al festival de Sitges porque despues de "Cop Out" dudo mucho que hubiera sentido ganas de volver a ver nada de Kevin Smith, pero es que lo que ha hecho este hombre no tiene NADA que ver con las gansadas habituales. Cualquier otro en su contexto de peli tras peli destrozada por la crítica y un público en deserción o tira la toalla (está o estuvo a punto) o sigue hundiéndose en la mierda sin mover ficha, pero el amigo se saca de la manga una película hecha con las tripas, sin concesiones (o pocas), una apuesta a todo o nada con dos cojones. Y la película no es perfecta, pero a mi me parece un trabajo estupendo por mucho que el final, algunas decisiones de guión, y el baile de géneros sean cuestionables.

El tema va de una de las obsesiones de Smith (la religión) tema con el que ya se despachó a gusto en su vida estilística anterior en "Dogma". La cosa va de una iglesia integrista católica con hábitos MUY chungos (no se yo si no ha exagerado algo el amigo Smith), a la que van a parar tres mozalbetes calenturientos que vivirán la pesadilla de sus vidas. Pasamos de la teen movie, al survival horror de correr por pasillos en gallumbos, pasando por el western y los conflictos de deber y conciencia del grupo de un grupo de agentes de FBI. ¿Suena raro?, quizá explicado así sí y ciertamente es un batiburrillo de géneros, pero lo encuentro coherente porque predomina la denuncia del sinsentido, aunque Smith falla al contraponer el sinsentido de la secta con el de las prácticas del stablishment: No es lo mismo asesinar homosexuales simplemente por serlo que supuestas directivas de acabar con cualquier conflicto religioso por la via rápida llevándose lo que haga falta por delante.


Lo realmente cojonudo de la cinta y por donde sobresale es por las tremendas actuaciones de TRES actores estupendos: Michael Parks como el demencial líder de la iglesia, una Melissa Leo que consigue que odies a su personaje (lo digo como virtud de su interpretación) y de uno de los grandes a estas alguras: Johh Goodman, un tipo que siempre consigue que la pantalla se me achique cuando aparece.


Por supuesto que la película ha sido un fracaso comercial y sale directa a vídeo pero yo le prestaría un poco de atención. Tiene fallos de guión (esa resolución del encierro.... esas explicaciones finales.... para eso haber dejado la resolución sin la explicación y dejas una duda que hubiera molado hombre) pero hay un buen hacer detrás y una historia que explicar, creando suspense y metiéndote en la acción. A mi sinceramente me ha gustado bastante. Muy recomendable.
Valoración: 8/10 .



Trailer altamente spoilerante, aviso....

Delirios Escénicos Extremos (VIII) : Carmen... ¡Flamenco-Prog en UK!


El reino unido de los últimos 60 y primeros 70 es sin ninguna duda mi punto espacio-temporal favorito. Solo allí podían producirse fenómenos como los de Keith Emerson acuchillando organos, Arthur Brown pegándose fuego a la cabeza o éstos Carmen, banda internacional que grabaron tres álbumes con la poderosa EMI.

Y pese a que la sonoridad es de entrada cachondona (joder cuando entran los teclados a los 0:45 estos tíos predicen el sonido Camela), los tres álbumes son cojonudos. Sí, la propuesta es exótica de cojones, pero el musicianship es increíble.

Dicho esto, me he encontrado con éste vídeo que no puede ser más bizarro: La introducción de la presentadora no puede ser más casposa, y la combinación de shock auditivo con los trajes flamencos psicodélicos, merece puesto de honor en la sección de delirios escenográficos. Ver un par de minutillos y no podréis dejar de cantar en semanas la copla:
Anda Jaleo jaleo
Anda Jaleo jaleo
In the Cafe de Sevilla
They get down...
Y es posible que vuestros ojos sufran algún tipo de dolor, estáis avisados....

Roadie (Meat Loaf ganseando con Blondie, Alice Cooper, etc.) ....Rock Movies by TQX....

Alan Rudolph, 1980
Que pena que se haya perdido la costumbre de que cuando un rockero está en la cima de su popularidad, patapúm! pelicula al canto con montones de cameos del gremio. Bueno de hecho que pena que se haya perdido la costumbre de que los rockeros sean populares... mejor hacer ídolos del deporte, la tele, o directamente adorar famosetes sin oficio ni beneficio conocido. A ver que me voy del tema, pues eso que en los 70, especialmente en USA, el mundo rock era tan popular que KISS tuvieron su película, The Ramones lo mismo, Alice Cooper dejó la suya aparte de aparecer en un montón de Rock Movies... Y en el caso que nos ocupa pues el señor Meat Loaf después de hacerse tremendamente popular con el gran "Bat Out of Hell" (aparte de puntuales pero gloriosas apariciones en celuloide como la escena cumbre del "Rocky Horror Picture Show"), pues tenía que tener su peli.

Menos mal que hemos puesto una introducción apañá y el cartel de la peli tiene dos tetas, porque esta peli es más mala que un día sin pan. Y eso que de entrada parecía atractiva: Un garrulo de un pueblo de mala muerte se convierte en el roadie más valorado al operar estilo McGyver arreglando amplificadores con patatas y generadores con mierda de vaca. Hasta aquí la parte interesante :-) porque el resto de la trama es una descerebrada e incoherente peregrinación hasta que la groupie de turno consiga encontrarse con su ídolo, que no es otro que el mismísimo Alice Cooper. Por en medio aparece Blondie (grupo y moza) y algún que otro famoso del rock más.


Lo chungo son una serie de secundarios que los matarías de rabia que dan, una serie de escenas románticas bastante ñoñas (no vaya a ser que alguien se escandalizara), y unas patéticas escenas de comedia que dan más grima que otra cosa. O sea que solo para hardcore fans de las rock movies o acérrimos de Alice Cooper, Blondie o Meat Loaf, o para masoquistas, que de todo hay por ahí.

Seguiremos investigando el mundo del celuloide rockero a ver si hay más suerte la próxima vez, y si no es más buena, a ver si como mínimo es más divertida de comentar (¿El Sgt. Pepper con los Bee Gees?: ¡¡¡Brutal!!!!, la acabo de ver, próximamente en su blog favorito).
Valoración: 3/10

(pincha para otras molones reseñas de pelis rockeras)

¡Necesito Vinilo + CD! : Fira del disc + mis tessorosss


Las últimas compras de CD que hice me hicieron replantearme si volvería a hacer alguna compra en este formato, resulta que te puedes descargar el álbum de un grupo que te gusta un mes antes de que salga (lo habitual últimamente), y para cuando te llega el CD resulta que te lo sabes de memoria y además te va mejor escuchar los MP3 desde el reproductor portátil o el del coche que el CD que ya solo puedes ponerlo en el salón de casa.

Pero es que hacía tiempo que no me tropezaba con dos álbumes como los últimos lanzamientos de Opeth y Steven Wilson, el disfrute supremo del preview me ha hecho desear como pocas veces tener el producto físico en mis manos, sé que lo voy a poner poco, pero necesitaba tenerlo, no se si me explico. En el caso de Opeth la edición es de aquellas que molan: Portada 3D retractilada (algo parecido a lo que hicieron Tool en Aenima), libreto bonito bonito, y un DVD con temas extras, un documental imprescindible para fans y.... una mezcla en 5.1/DTS del álbum. ¿Merece la pena escuchar un disco en este formato?, pues no soy fanático pero si tienes un equipo decente (que no de alta gama ni nada parecido), aprecias más la riqueza instrumental, oyes instrumentos que en la mezcla convencional apenas se intuyen, y en general, es una experiencia complementaria (que no radicalmente diferente), o sea, que mola vamos.


Pero no solo de MP3 + CD vive el hombre, cualquier hombre (o mujer) que se precie, necesita complementar con una buena dosis de vinilo, así que... ¡de cabeza a la feria del disco! que este fin de semana se producía en Barcelona. Ya comenté algo en la edición del año pasado, pero como dejar escapar la ocasión de revolver entre toneladas de grasientos y polvorientos vinilos venidos de todas partes del mundo, bueno la mayoría de España y Francia pero los cuatro o cinco expositores que vienen de UK y USA son mis favoritos absolutos. Si es que nunca me cansaré de mostrar mi desprecio hacia los editores hispanos que denigraban ediciones en vinilo de kilo con portadas dobles o triples, insertos, posters, etc. a mierda ediciones sencillas de carpetica + disco grosor papel de fumar en una bolsica y vas que te matas.... ¡Cabrones!

Pero bueno estos eventos te dan la ocasión de renovar tus mierda-ediciones patrias por ediciones pata negra, un ejemplo que ha caído hoy para mi regozo: "Cornerstone" de los imprescindibles Styx, tenía una edición pátria consistente en esto que véis:


Pues bien por no demasiados cuartos (10€ concretamente) ha caído la edición original USA con una originalísima apertura de carpeta, inserto interior con fotos, letras, créditos, etc., una molona carpeta interior, y por supuesto, un vinilo con un sonido que ni comparación. Mirar, mirar la diferencia: 


Por 30€ me he llevado como 10 álbumes de todos los estilos colores y sabores para degustar con calma hasta que llegue el próximo evento (presupuesto y espacio limitan lo suyo). Eso sí, el subidón de un par o tres de horillas revolviendo cubetas y viendo pasar portadas conocidas hasta encontrar las que te hacen tilín a precios razonables no tienen precio.... ¡long life vinyl!.

Discografía Queen: "Sheer Heart Attack" (1974)

Tercer álbum, y segunda masterpiece seguida tras Queen II. En este caso intentan entregar un álbum ligeramente menos barroco y retorcido, pero para los Queen de la época eso no significaba que la cosa fuera a ser convencional: Muchos de los temas van tan sobrados que no necesitan repetir estribillos ni alargar los temas más allá de uno o dos minutos para alcanzar la excelencia. Muchas bandas matarían por conseguir una sola vez en su carrera un estribillo como el de "Brighton Rock" (que solo se repite una vez) o un riff como el de "Now I'm here" (también sabiamente dosificado), por no hablar de joyas como "Lily of the valley" o "Dear friends", de menos de dos minutos. También por fin habían aprendido a componer singles: "Killer Queen" es un tema fantástico que les llevó a la popularidad, pero otros temas menos conocidos como la tremenda "Flick of the wrist" o el "In the lap of the goods... revisited" anticipan el futuro, siendo éste último el precursor de los himnos hunde-estadios que vendrían en el futuro tipo "We are the champions", un tema ciertamente para corear.


No puedo enunciar todas las joyas contenidas o esto sería un rollazo, pero no puedo dejar de mencionar "Bring Back that Leroy Brown", un temazo de Freddie a ritmo frenétigo de rag-time que evidencia su dominio del piano, el trallazo de "Stone Cold Crazy", speed metal antes de que se inventara, o "Tenement Funster" el do de pecho de Roger Taylor con un medio tiempo de imparable y contagiosa energía rockera.

Después de tener conmigo mismo el debate gilipollas de decidir si este álbum merece un 9 o un 10, solo tengo claro que es uno de mis álbumes favoritos del grupo. Al final se queda en el 9 sólo porque contiene un tema que no me gusta, el "She makes me" cantado por May (pobre hombre parecerá que le tengo manía). Sólo una pequeña piedra en el zapato porque "Sheer Heart Attack" es uno de los álbumes quintaesenciales del hard rock de los 70.

VALORACIÓN:
QQQQQQQQQQ

EL CLÁSICO:



EL TEMA ESCONDIDO A REIVINDICAR:


REVISIÓN DISCOGRAFÍA QUEEN (Enlace a todas las entradas) :

The Prisoner: Patrick McGoohan, Iron Maiden, Devil Doll, Los Simpson, ....y la inefable? nueva versión


La primera vez que oí hablar de "El Prisionero" fue a través de la canción de Iron Maiden, sí, la que está en el "The Number of the Beast", y aunque los diálogos incluidos en su inicio sobre el número 6, junto con mítica cita "I'm not a number, I'm a free man!" siempre me intrigaron, nunca me llevaron a investigar. Steve Harris siempre ha sido una esponja de cultura popular en sus temas sobre temás fantásticos de la literatura o el mundo audiovisual. No es el único tema que le dedicaron, "Back in the village" del Powerslave también le rendía homenaje.


Siguiente parada: a finales de los 90 me hago fanático de una oscura banda italo-eslovena: Devil Doll (ahora viene cuando digo aquello de "un día tengo que hablar con detalle de ellos"). Pues bien éste enigmático grupo lanzó en 1988 el álbum "The girl who was... death", título que corresponde a uno de los episodios más curiosos de la serie. Ese fantástico álbum encabezaba sus títulos de crédito como -Una celebración del 20 aniversario de "El Prisionero", creada por Patrick McGoohan-, desde entonces me vuelvo loco intentando ver la serie. Por cierto que aquí abajo podéis escuchar el álbum, 37 minutos de nada en un único y retorcido corte...


Busco por todos lados, no se conocen ediciones en DVD en España y me piden fortunas por importaciones. Por aquel entonces las descargas de vídeo no andaban aún muy finas (ni las conexiones), así que a esperar hasta que hace ya algunos años la cosa apareció por la mula (actualmente los 17 episodios completitos están en youtube). Cualquier expectativa se vio satisfecha: la exuberante y colorista combinación de tramas orwellianas y costumbrismo británico, junto con las lisérgicas y surrealistas tramas de muchos episodios, todo ello bajo un envoltorio de misterio y sci-fi la convierten en algo apasionante. Los primeros episodios son increíbles, de lo mejor de la televisión de siempre, luego se nota que algunos episodios son de relleno, y la traca final de los dos últimos episodios, madre mía vaya empanada mental, una de las mayores idas de olla de la contracultura británica. Los fans de la serie montaron en cólera ya que la resolución de la serie es incomprensible para nadie, y su creador tuvo que salir literalmente por patas. La entradilla de la serie es mítica, aquí os la dejo:


Una de las cosas apasionantes es que Patrick McGoohan, célebre actor televisivo de la época y discreto actor cinematográfico posterior, se volcó en cuerpo y alma para atención: Escribir, dirigir, interpretar, y  no se cuantas cosas más.... se trata completamente de su creación. Una creación que es verla y darse cuenta de la influencia posterior en películas como "El Show de Truman", "Matrix". "Lost" y unas cuantas cosas más. Pero el termómetro puntero de cultura popular del siglo XXI no es otro que.... ¡Los Simpsons!. Sí, todo lo que ha sido referenciado en esa serie, es relevante. Y el episodio "The Computer Wore Menace Shoes" dedica unos buenos minutos a homenajear a a la serie: Homer es recluído en una isla donde se confinan personas sabedoras de secretos peligrosos para el 'stablishment'. Es hilarante la recreación de personajes, Homer es el número 5, y al número 6 le pone voz nada menos que Patrick McGoohan himself. Aquí podéis ver el episodio completo (el asunto relacionado con The Prisoner es el último tercio), pero primero os dejo con un extracto de un gag increíble para fans de la serie original donde un globo gigante aterroriza a quien intenta huir, ciertamente algo con poco sentido, mirar como responde Homer:


Acabo comentando que desde hace muchos años se rumorean adaptaciones cinematográficas o puestas al día televisivas (Nolan estuvo a punto de ponerse a ello antes de Inception). Al final la AMC se atreve el año pasado con una miniserie de 6 episodios protagonizada por Ian McKellen y James Caviezel. Mira que la he estado evitando pero el otro día se cruzó en mi camino y cometí el error de ver el primer episodio. Si, básicamente el argumento es el mismo, pero le falta todo el carisma y encanto de la versión original, por no hablar de lo pésimamente enfocado de la trama. Dudo que vea el resto de episodios, si a alguien se le pase por la cabeza, que vea la original sin dudarlo!!!!!

Vade Retro!!!!!!
Os dejo que tengo que ir a ver al número 2 y veo un globo gigante asomarse por el fondo del pasillo....

El árbol de la vida, preciosa empanada

Terence Malick, 2011
Yo no entiendo porque a la que algo se sale de lo usual en sus planteamientos cinematográficos no parece haber término medio, o se odia o se eleva a los cielos fílmicos, solo hay que mirar la lista de valoraciones de alguna web de críticas públicas (tipo filmaffinity), cuyas notas van dando bandazos del 0 al 10 como quien no quiere la cosa, por no hablar de las tan comentadas deserciones de las salas, aunque esto es más bien culpa de la desinformación de un público acomodado al que igual le da meterse en una sala que en la de al lado mientras haya un actor conocido. ¡Venga vamos a ver la última de Brad Pitt!

Se ha dicho que la película es aburrida de la muerte. Mirar yo la vi después de comer (hora nada propicia para cosas poco digestivas, digamos) y salvo un tramo hacia los tres cuartos de película que se me hizo un poco largo, el resto entró como si tal cosa. Aburrida es Green Lantern, que a los 20 minutos me daba tanto igual todo lo que pasaba, que me quedé irremisiblemente frito hasta las hostias finales. Entretenimiento y aburrimiento son dos conceptos tan etereos y subjetivos que fuera de contexto pierden todo significado.

¿De que va esta peli?, pues de la vida y la muerte, de padres e hijos, de amor y desamor, de triunfos y frustraciones, de lo pequeños que somos comparados con el universo y su historia, de espiritualidad (que no religión), y de algunas (o bastantes) cosas más para las que se toma como base las andanzas de una familia norteamericana durante los años 50. Eso sí, que nadie espere una narrativa convencional, de hecho que nadie espere una narrativa :-), lo que vemos son viñetas desordenadas temporalmente de algunos acontecimientos clave, trufado con las reflexiones, dudas y frustraciones de los protagonistas plasmadas en voces en off sobre chulísimas imágenes del más variado pelaje: Desde presencias divinas (o que alguien me explique que representan las luces esas) hasta imágenes naturales o metafóricas, pasando por un magnífico documental completo del origen del universo (tan completo como que dura 20 minutazos).


Sensaciones. Es una palabra que me gustaría destacar, la película transmite sensaciones, casi podemos sentir el agua salpicar, las pompas de jabón sobre nuestra piel o el aire sobre nuestras mejillas mientras corremos con nuestros amigos. Es magistral como Malick nos introduce dentro de la acción para que vivamos esas experiencias, y eso no se consigue solo moviendo la cámara dentro de la acción, es necesaria una conexión emocional, y no puedo entender a los que dicen que es una película fría, a mi hubo escenas que me emocionaron de verdad, sobre todo la parte que retrata los primeros años de niñez.

Forma. Otro triunfo de la cinta, la fotografía es maravillosa, no hay minuto de la cinta en que las imágenes por si solas no merezcan la pena. La banda sonora (como en todo el cine de Malick) está cuidada hasta el mínimo detalle y seguramente sea la causa de que el largo segmento del origen del universo sea brillante. Los movimientos de cámara se notan que están estudiados hasta el más mínimo detalle, la acción se mueve con la cámara de una forma sorprendente. Así que la belleza que desprenden las imágenes y la banda sonora le otorgan el calificativo de pequeña (o gran) obra de arte. Pero para ser una película magistral hace falta algo más.


Vamos a donde duele: Me temo que esta película no me ha hecho entender el sentido de la vida ni el lugar que ocupo en la historia del universo, temas sobre los que pretende hacer pensar. Yo lo que he visto son unas reflexiones muy interesantes (un gran ejemplo es lo insignificante que es una muerte comparado con el tamaño y la historia del universo) o las crisis de valores de algún miembro de la familia protagonista. Por no hablar de un innegable mensaje espiritual, las maravillas de la vida se plantean de tal forma que de manera poco sutil se invita al espectador a tomar posición al respecto. Y el mensaje espiritual puede ser digerible pero ese ambiguo final new age donde vemos una especie de paraíso celestial me chirría porque para dar el explícito (y recitado) mensaje de que “La única manera de ser feliz es amar" pues tampoco hay que montar ese numerito.

O sea que bien pero sin fliparse, que si has visto algunas películas de Tarkovsky o Bergman (o incluso de Von Trier), no se donde está lo rompedor de esta propuesta. Eso sí, me permito rebatir los argumentos de los que la ponen a parir: ¿Aburrida? ni de coña, ¿Fría? pues tampoco, ¿Que no explica nada? amos anda, ¿Pedante? no puede ser pedante un artista tan singular como Malick, lo suyo puede ser auto indulgente pero nunca pedante.
Valoración: 7/10






PD: Me quito el sombrero ante Brad Pitt, un tipo que los tiene bien puestos al producir (jugarse los cuartos) con algo tan arriesgado, y es que solo el hecho de que esta película exista es un pequeño milagro. Aunque imperfecto, esto si que merece un premio en Cannes y no lo de Apitchapong Whatever.

Dazed and Confused (Movida del 76)

Richard Linklater, 1993
Imprescindible retrato generacional, donde todo lo bueno y malo de la juventud de los años 70 queda perfectamente plasmado, una especie de American Graffitti donde todo sucede la noche de fin de curso de un high school. Si en la película de George Lucas el retrato era de los primeros años 60, en la película de Linklater nos vamos a 1976 para conocer las ilusiones y frustraciones de un amplio número de personajes que vivirán su coming of age viéndolas de todos los colores. El amplio reparto coral incluye algunas futuras estrellas como Milla Jovovich, Ben Affleck o Matthew McConaughey, aunque todos los personajes están muy bien hallados.

Además de lo bien hilvanado del guión y la historia principal, dos aspectos me han parecido relevantes, por un lado la acertada ambigüedad moral de Linklater: Los protagonistas se drogan, acosan y maltratan a los novatos, destrozan la ciudad..... y lo vemos desde un prisma casi documental, sin juicios de valor. Y claro la banda sonora, decenas de clásicos de la época cobran total protagonismo, y cuando digo total es que no suenan precisamente como música de fondo: Alice Cooper, KISS, ZZ Top, Sweet, Deep Purple, Black Sabbath, Lynyrd Skynyrd, y un largo etcétera acompañan las andanzas de los protagonistas (locos por cierto por asistir a un concierto de Aerosmith).

- "Hey que buen rollito, pasa ese peta....."
Así que si os gustan los retratos generacionales, o sentís debilidad por los años 70, ésta es sin duda vuestra película. Pocas cintas han retratado tan bien esa época en tiempos recientes (se me ocurre la magnífica "Casi Famosos"). PD: Que viejo soy, para mi 1993 son "tiempos recientes".
Valoración: 7,5/10


Quatermass Rock: Opeth "Heritage" (el increíble caso y eso....)


Esto viene de aquí por si alguien necesita una introducción.

A tomar por culo el Death Metal, se acabó. Este disco no contiene ni un solo gruñido, ni una solo línea cantada con voz gutural, solo disfrutamos la magnífica voz clara de Mikael Akerfeldt. Pero es que casi diría que se acabó también el Metal, difícilmente el disco puede calificarse como tal más allá de algunos momentos muy puntuales, si acaso hard rock de los primeros 70, del que movían Black Sabbath o Deep Purple.

Entonces, ¿a que suena este disco que sin duda va a suponer un antes y un después en la carrera de estos suecos? Complicado de explicar, para empezar, digamos que una etiqueta fácil de usar podría ser rock progresivo, pero eso no haría justicia a todo lo que encontramos en el disco, además de que han intentado evitar partes demasiado técnicas propias de ese estilo. En este disco todo fluye de manera muy natural, aunque si que es obvio que la riqueza compositiva de los temas es herencia directa de la riqueza creativa de los primeros 70's.

Akerfeldt es un apasionado del progresivo de los años 70 en toda sus variantes, pero en lugar de tener como referentes a las bandas clásicas (con la excepción quizá de King Crimson) prefiere tener en mente a grupos oscuros de la época, los propios de los primeros años del mítico sello Vertigo (los primeros Sabbath o Heep, Cressida, Magna Carta, Gracious!, ...) o bien grupos extremadamente raros que le apasionan personalmente como Comus (grupo ciertamente de culto del que un día debemos hablar), centrados en el folk psicodélico. Y claro Black Sabbath, Deep Purple y algunos otros héroes del primer hard-rock, aquel que era imposible diferenciar de los aires psicodélicos y progresivos de los primeros 70. Y que no me olvide del rock progresivo escandinavo, ese maravilloso subgénero que nos dejó grupos tan maravillosos como Anglagard (también tenemos que hablar un día de éstos).



El álbum suena retro no solo por influencias sino por instrumentación, los gloriosos mellotrones y organos Hammond que ya empezaron a sonar hace algunos álbumes cobran total protagonismo junto a las guitarras (casi más las acústicas) y unas secciones rítmicas asombrosas y riquísimas que llevan cada tema a su máxima expresión creativa.

¿Significa lo comentado above que no suena a Opeth?, pues la gracia está en que han metido todas esas influencias en su manera de hacer para no sonar para nada a un refrito. El álbum está lleno de composiciones llenas de belleza y solemnidad que no dudan en llevarte desde tranquilas melodías folkies donde a veces los silencios tienen más musicalidad que la instrumentación, pasando por las más diversas sonoridades, en una evolución que se va produciendo de manera natural casi sin darte cuenta. De hecho la gracia del álbum es que no dejas de descubrir detalles o melodías que no te habías dado cuenta de que estaban ahí, por muchas escuchas que lleves. Un disco de aquellos que te permiten apagar la luz, enchufarte unos auriculares y dejarte llevar.


No puedo destacar ningún tema porque todos son magníficos. Tengo debilidad por Marrow of the earth, una delicia minimalista que podéis escuchar en el post anterior, si acaso os dejo con Folklore, un tema sin desperdicio alguno en las diferentes fases por las que atraviesa y que culmina con un impresionante ejercicio rítmico, o como no, con Slither, un tema puro Purple / Rainbow, y que Akerfeldt dedica a la figura del entrañable Ronnie James Dio. Pero ya digo, todo el álbum es "de traca i mocador".

A no perdérselo porque esto es para todos los públicos y que todo el mundo pueda disfrutar con una de las mejores bandas del momento es una gran noticia, yo de momento sigo enganchado.....