"¡Viva el vino!" (Mariano Rajoy, 2007)

Sagas Simias: El origen del planeta de los simios (Rise of the planet of the apes)

Rupert Wyatt, 2011
Uno de los seriales de más éxito de este blog es el dedicado a "El Planeta de los simios", por fin puedo incluir la nueva entrega a tan ¿magno? serial. Como anécdota mis ganas de ver esta peli me hicieron arrastrar a mi señora al cine en un estado de cansancio lamentable cosa que hizo que me quedara frito a los pocos minutos para mi frustración y cabreo, pero es que en el primer intento de visionado del DVD me pasó lo mismo!!!. En fin casualidades de la vida porque la película no es precisamente para dormirse (yo si tengo sueño ni aunque me pongan El Imperio Contraataca)...  pero sigamos:

El serial de "El planeta de los simios" alcanza su séptima entrega proponiendo un reboot o nueva partida argumental de la historia, algo perfectamente en línea con el cacao maravillao de la continuidad temporal del serial original de cinco películas, dode de hecho la tercera; "Huida del Planeta de los Simios" ya era una especie de reinicio despues del binomio inicial. Han pasado 43 años del estreno de la película de Franklin Schaffner y la Fox sigue teniendo ganas de sacar a los simios del armario de donde no hay manera que los dejen descansar, y como comentábamos en el post de balance de las sagas simias en Abril de 2010 (joder como pasa el tiempo) venía en camino ésta cinta que para regocijo de la productora ha dejado en caja pingües beneficios (500 millones de recaudación), críticas bastante favorables y el camino allanado para una continuación que ya se está gestando.

Tu a Boston y yo a California
El planteamiento de esta entrega es parecido al de la estupenda cuarta entrega de la serie original "La rebelión de los simios", dónde un descendiente de unos monos venidos del futuro se erige en líder de una revuelta que sacude a una civilización donde los simios vivien esclavizados por los humanos y que supone el inicio de la dominación simia que vemos en la película de 1968 (situada en un futuro muy lejano) y que resulta fiel a lo narrado en la novela de Pierre Boulle en cuanto a los origenes de la dominación simia (salvo la licencia del simio venido del futuro). Sin embargo para esta nueva entrega se prescinde de simios venidos del futuro y de civilizaciones oprimidas. Ojo al dato: Este nuevo guión mata de un plumazo dos de las claves de la ciencia ficción: el hecho científico maravilloso (viaje en el tiempo), y la esencia sociológico-distópica. En su lugar, la semilla de la inteligencia simia proviene ahora de algo tan sobado como un virus resultado de un experimento científico. O sea que del hecho social/antropológico nos vamos a las consecuencias de la ciencia añadiendo el ingredienteo de que el virus de marras resulta mortal para los humanos. Del hecho fantástico y maravilloso a un argumento de estar por casa que no despierta el sense of wonder y que hace mirar las fechorías de la banda simia con la misma asepsia con que vemos a los decepticons arrasar ciudades, si Rod Serling levantara la cabeza....

¡La vamos a liar Parda!
Mi erudición simia me ha hecho empezar la casa por el tejado en este post, así que diremos que el argumento de esta película parte de unos experimentos genéticos en simios por parte de una empresa que busca curas para el Alzeheimer. Los experimentos fracasan al detectar que provocan agresividad en los monos, por lo que el programa es cancelado y todos los simios involucrados eliminados, pero el científico protagonista (un correcto sin más James Franco) rescata a una cría a la que cuidará en su casa clandestinamente. Para cuando la cría crece, un episodio de agresividad hace que la recluyan en una especie de prisión para monos (¿existen esos sitios?), dónde se revela contra la disciplina instaurada trazando un plan de fuga mientras se descubre que el mismo vírus que dota a los simios de inteligencia es letal para los humanos. Así que ya véis, el argumento es un cruce de referencias a la saga simia original (César se llama el prota, of course), películas tipo "Contagion" o "Estallido", y a mi me recordaba mucho también al noble género de fugas carcelarias.

La leyenda de los gorilas voladores, próximamente en sus pantallas
No me gusta el enfoque del guión ni la traición al espíritu de Boulle, pero la película afortunadamente es buena, el guión progresa adecuadamente, los simios CGI dan el pego (cortesía de Andy Serkis en motion capture), y la poca acción de los dos primeros tercios de film se compensan con unas vibrantes secuencias de revueltas simias en el tramo final. Creo que es una buena película, aunque sin duda se le podría haber sacado más partido con una trama no tan lineal y previsible. Veremos dónde llevan este nuevo serial sus guionistas, durante el metraje se hacen guiños a la exploración espacial y se van dando aquí y allá pistas y referencias a posibles continuaciones, pero todo este mejunje simio explicado de manera lineal tiene bien poca gracia, o se ponen a viajar en el tiempo o la cosa puede seguir de manera bien sosota. Veremos....
Valoración: 7/10


PD: ¿Y el Dr.Zaius?



7 comentarios:

Criticón 5.1 dijo...

pues tienes mucha razón al mencionar como de buenas a primeras le han quitado la pura ciencia ficción al basarlo todo en un virus. Me pasa como a tí, me gusta la pelicula pero no me mata.
Y por mi parte, pienso que el mono (serkis) se nota demasiado el ordenador a mi parecer, pero es solo mi punto de vista, mis amiguetes dicen lo contrario.

Un saludo y genial serial monil el tuyo.

PD: no me gustan los monos, me aburren en las pelis, pero ésta me entretuvo.

Dr. Quatermass dijo...

Bueno Criticón, a mi los simios virtuales me parecen bien trabajados, y para mi el problema (si lo hay) reside únicamente en la premisa argumental de partida, porque una vez asumida ésta, el guión es correcto.

Un saludo simio de puñetazos en el pecho para usted.

rockomic dijo...

Pues a mí me gustó bastante la película.
Es cierto que quizás encontre a faltar algo más de complejidad en el guión, pero bien mirado más vale así que no que lo estropeen alargando el film gratuitamente.
La cuestión es que tampoco veo mal lo del virus. Quizás si no conociéramos la saga original, no tendríamos ese problema con ese cambio en la base de todo.
Y a mí los simios virtuales me parecieron inmejorables, así como las escenas de acción.
Está claro que le da mil vueltas a la de Burton, aunque comparando con La Conquista del Planeta de los Simios, en la que en parte está basada, quizás no tenga tanto encanto y el guión no sea tan sólido como en aquella.

Möbius el Crononauta dijo...

Casi se podría decir que en toda la saga que Boulle ni está ni se le esperá.

No la he visto, aunque los simios voladores es un buen intento para hacernos olvidar los compas afros de revolución.

Dr. Quatermass dijo...

rocko, no es tanto que lo del virus de marras no funcione sino que no me despierta un sentimiento de fantasía. Es que mirado desde el futuro, una des-evolución te hace pensar. Mirado desde el presente el tema puede venir de algo social o de algo científico, siendo lo segundo, aparte de las connotaciones moralistas, se pierde la gracia de la historia (que es el fuerte componente sociológico, opino yo).

Möbius, si alguien un día se decide a hacer un remake fiel a Boulle sería guapo, algunos dicen que la entrega "n" de esta saga lo será, veremos.

Saludos!

Luis Cifer dijo...

yo me temía lo peor y la verdad es que es una peli bastante digna.

Waldemar Daninsky dijo...

Una de las primeras cosas que me gustaron de esta película fueron las referencias a las anteriores de la serie: los nombres como César y Ojos Claros, o la misma frase de Charlton Heston: "¡Quita tus sucias patas de encima, mono asqueroso!"
Una de las escenas más memorables es la del hombre que entra en el edificio vacío, que en realidad está lleno de simios. Otra, la lucha en el Golden Gate.
Tampoco está nada mal que los simios empiecen a conspirar ya desde la primera noche pero que sepan mantenerlo en secreto. Cuando matan al cuidador pasé unos minutos muy tensos esperando que se lo comieran, y al aliviarse la tensión me acordé de la escena final de "Los pájaros".
La continuación es fácil de prever: la humanidad queda diezmada y los simios inteligentes van llenando huecos. Selección natural al fin y al cabo.