"¡Viva el vino!" (Mariano Rajoy, 2007)

Invictus

Clint Eastwood, 2010
Las guerras civiles o situaciones de división nacional siempre han dado grandes ejemplos de reconciliaciones nada sencillas, solo tenemos que recordar los casos de la transición española, el chile post-dictatorial, los balcanes... sociedades divididas con pasados llenos de violencia y abusos, obligadas sin embargo a la reconciliación y el perdón como única manera de mirar hacia el futuro. Todos y cada uno de ellos suponen ejemplos para otros casos de naciones que ven pasar los años incapaces de solucionar sus diferencias. Y claro Sudáfrica... décadas de represión y negación de derechos hacia la raza negra con casi 30 años de encarcelamiento de su líder Nelson Mandela, y para cuando finalmente éste es liberado y sale ganador en las primeras elecciones libres, su primera preocupación antes incluso que restaurar las libertades o reparar la terrible situación económica es impulsar la reconciliación nacional, algo que se antojaba imposible de antemano.

Clint Eastwood y Morgan Freeman, que pasa por ser el verdadero impulsor del proyecto (algo que no extraña dado su increíble parecido físico con Mandela) se fijaron en la novela de John Carlin "Playing the Enemy", donde se plantea el deporte nacional (rugby) como el mecanismo en el que Mandela pensó como impulso para la cohesión social.

Desde el arranque de la cinta, Freeman se apodera de ella. Freeman es Mandela en sus estudiadas entonaciones con un trabajado acento sudafricano, transmitiendo una gran humanidad y sobre todo ilusión por el futuro. Eastwood consigue retratar en unas pocas escenas el esfuerzo de conciliación que tuvo que realizar Mandela al llegar al poder con el simple pero eficaz recurso de otorgar protagonismo a unos pequeños grupos como su equipo de guardaespaldas, o los directivos que rigen los destinos del equipo nacional de Rugby. En este sentido la primera mitad de la cinta, más enfocada hacia el retrato del personaje que hacia el drama deportivo, es de un gran nivel.

-Freeman/Mandela o gana un Oscar o algo 'fishy' pasa...-

Hay dos escenas claves en la película, la primera de ellas retrata una gira que el equipo realiza por ciudades pobres del país por sugerencia de Mandela (barrios pobres de población negra cuando el equipo es casi exclusivamente blanco), y en esa escena (maravillosa) podemos apreciar que Eastwood no tiene la intención de juzgar mas allá de lo que plasma en imágenes de forma explicita. Sus intenciones son captar en celuloide la odisea humana de ese país, no remover la conciencia del espectador. Esto es evidente también en la visita que el equipo realiza a la prisión donde estuvo recluido Mandela, y que resulta clave en su toma de conciencia, pero donde tampoco se busca una implicación emocional más allá de lo necesario. Así se podrá acusar de muchas cosas a "Invictus" (seguro que alguien la acusa de ser una versión Disney del Apartheid), pero para nada de atacar al lagrimal del espectador, cosa que por otro lado Eastwood sabe hacer muy bien si así lo deseara. No me quiero ni imaginar lo que hubiera hecho Spielberg con esta historia.

Y luego tenemos el aspecto deportivo que se apodera de la segunda mitad de la cinta. Os aseguro que si antes de verla me dicen que el partido final dura media hora, hubiera pensado que Clint se había vuelto loco, pero cuando llegamos a ese punto es tal la implicación que tenemos con los protagonistas, que me atrevería a decir que somos testigos de uno de los mejores acercamientos del cine al mundo del deporte. Desde luego Eastwood nos mete dentro del partido, y lo que es casi más interesante, encuentra pequeñas historias sobre su impacto y transcendencia, que funcionan muy bien, por más que caigan en los tópicos del cine deportivo, algo que a estas alturas puede permitirse sin rubor alguno.

-¡Suerte!... Deja de suertes que ya podrias haberme dejado un poco más de protagonismo, ¡chupón!-

Lástima que el protagonismo de Freeman sea tan demoledor que canibaliza al resto de intérpretes. En un nivel secundario están todos magníficos, pero si tenemos que buscar un co-protagonista en el capitán del equipo (Matt Daemon), simplemente no está a la altura de las circunstancias, quizá porque tampoco su papel tiene suficiente entidad como para desarrollarse.

Es muy razonable acabar de ver la cinta y pensar que se nos ha explicado una historia demasiado ligera para la transcendencia de los asuntos planteados, pero  Eastwood / Carlin / Freeman demuestran que era la mejor manera de hacer llegar la historia a un público amplio en lugar de plantear un drama sobre enfrentamientos sociales. Esa es otra película que hubiera podido hacerse, pero los objetivos de "Invictus" están claros desde las escenas iniciales.

Clint Eastwood sigue demostrando película tras película que es uno de los cineastas más importantes de nuestro tiempo, y que mientras no le falle la salud y las ganas, nos seguirá dejando cine de muchos quilates sin necesidad de recurrir a ningún alarde técnico, con una manera muy clásica de hacer las cosas, y moviendo sus cintas partiendo de grandes guiones.
Valoración: 8/10


Actualizacion : Acabo de ver en el "Dias de Cine" como suena Freeman doblado y se queda en cero su interpretación. ¡Imprescindible VO o la pelicula se queda en nada!.
A

18 comentarios:

Valaingaur dijo...

Sí, a mi también me da miedo pensar lo que hubiera hecho Spielberg con una historia así...

rockomic dijo...

Pues habrá que verla porque promete.
Lo de Freeman no me extraña porque es un pedazo de actor, pero lo que no entiendo es que le ha visto Eastwood a Matt Damon. Estas cosas te dejan un poco desconcertado, como lo de Kubrick y Tom Cruise en su momento.

Crowley (www.tengobocaynopuedogritar.blogspot.com) dijo...

Pues esta noche la veo y mañana le comento.
Un saludo

Einer dijo...

Spielberg hubiera utilizado sus artificios lacrimógenos para hacernos llorar a todos. A mí me preocupaba el tratamiento que se le daría al rugby, porque es un deporte que me encanta y he oído cosas del tipo: "Eastwood demuestra que no tiene mucha idea de rugby". Tu reseña me deja un poco más tranquilo, pero tendré que ir a verla para salir de dudas.

David dijo...

A ver si la ve y te comento.Prefiero no leer tu entrada hasta después, y así te salvas en caso de que me ocurra como la de los Coen (ja,ja). Dudo que me pase. En no sé cuántos años no hay peli de este hombre que me haya defraudado. Me pueden gustar más o menos, decirme más o menos, pero todas me han entretenido. Así que no se le ocurrirá romper la norma ahora.

Dr. Quatermass dijo...

Hola, pues nada solo animaros a verla, eso si acabo de ver en un reportaje por TV como suena Freeman doblado, imprescindible VO o la pelicula no tiene sentido.

Saludos!

dvd dijo...

La veré, como es lógico... Y juro que si me encanta, entonces Eastwood no es humano...

redrum dijo...

Uf, para contar lo que cuenta no necesita dos horas, y para echarle tan pocas ganas como le ha echado al encargo, mejor dejarlo en otras manos.

Como he escuchado por ahí, a Tito Clint lo que le mola es narrar historias de perdedores, no plasmar la épica de los vencedores.

1 saludo!

Crowley (www.tengobocaynopuedogritar.blogspot.com) dijo...

Pues como lo prometido es deuda, después de verla, siento que me he encontrado con un Eastwood menor, una peli bastante floja para lo que suele ser él y que peca en ocasiones de demasiado propagandístico y sermoneador con el fin de conmover. O eso me pareció a mi. Yo le doy un 6 bajo.
Sí, este hombre también es humano.
Saludos

Carlos Serrano dijo...

He leido tantas reseñas poniendo al film de Eastwood de convencional y poco arriesgado que definitivamente ya no la veré.

Dr. Quatermass dijo...

Lo primero que os preguntaria es si la habeis visto doblada, porque media pelicula es la interpretacion de Freeman en VO.

redrum, es cierto que Clint es un especialista en perdedores, pero no veo la desgana en la direccion, necesitaria algun ejemplo..

Crowley (joer como acojona su nuevo avatar), propagandístico y sermoneador dice... mi percepcion es que esta bastante controlado en este aspecto, podria haber sido mucho (pero mucho) peor en ese aspecto , pero bueno todo son opiniones.

Carlos, no se donde habras leido eso pero desde luego aqui no. ¿Poco arriesgado?, innegable, es una pelicula mucho mas "americana" que las que solia hacer.

Pero no os preocupeis que ya estoy acostumbrado a quedarme solo defendiendo la causa "Clintiana".

Saludos!

redrum dijo...

Jajajaja! Doc, hombre tanto como solo no se queda... Es un film de 6, muy inferior a Gran Torino o MDB, a la altura de su otro reciente encargo, El Intercambio.

Cierto es que la vi doblada (Parc Valles! :D) y se pierde la potencia de la interpretación de Freeman, pero tampoco podemos conformarnos con un Eastwood que saca brillo a un personaje pero no al film. De hecho se nota que en todo momento busca que Freeman luzca, cosa que lastra su labor en la dirección.

Desapasionamiento, por ejemplo hay cuando 5 minutos de partido los rueda a cámara lenta, constantemente y sin sentido alguno, así como, para mi, no añade emoción a un partido que sabemos cómo acaba. En todo momento busca que Tito Morgan le salve las escenas.

Otro ejemplo es el que caiga en lo fácil para mandar el mensaje, como el plano del niño aupado por los policías que momentos antes iban a largarlo a patadas.

Es como Allen, que raro que haga un mal film, pero tampoco hacen obras maestras cada año.

1 saludo!

Damián de Haedo dijo...

Yo la vi. Me pareció muy bien narrada, como toda de Clint. Pero con sus habituales simplicidades... Todavía no entiendo cómo en España ven las películas traducidas. Es espantoso...

Jesús Fariña dijo...

Siempre es un honor ver a Eastwood en la pantalla como actor o detrás de ella de director,es un todo un mito y a dejado para el recuerdo grandisimas películas.Acabo de ver "Invictus",y estoy de acuerdo de muchos de los comentarios,el peso lo lleva claramente,Morgan Freeman (todo un talismán para Easwood).La película es buena (y bastante destacable dentro de lo se puede ver en cartelera)pero no dejo de reconocer que es un poco light,pero huele que gusta mucho a los miembros de la academia y será una de las destacadas de los próximos Óscars.

Dr. Quatermass dijo...

redrum te aseguro que Freeman en VO te sube un punto minimo la peli, y si quiza eso es que hay poco mas y mira te podria dar la razon en lo de la camara lenta pero el tema del niño es tradicion del cine deportivo y no veo porque Eastwood no puede seguirla y si no innova en todo ya no nos vale.

Damian, ya ves, asi son las cosas en España con el doblaje, algun dia dedicare un post al tema que puede dar para un debate muy sabroso. Efectivamente creo que el latinoamerica todo el cine es en VO, nos llevais una buena delantera en cultura cinematografica.

Jesus, si que quiza le falte algo a la ultima parte, no te digo que no, pero bueno creo que has sido el comentario que mas ha coincidido conmigo, me dejas mas tranquilo :-)

Saludos y gracias por comentar!

Mr. Lombreeze dijo...

Pero.., qué pasa?, nos hemos vuelto locos o qué?, es que ya no se pueden filmar historias emotivas aunque sean previsibles?, ya no nos gustan los happy ends, los viva la gente y que blancos y negros se abracen en el cine?, solamente me emocioné yo con los créditos finales de ese grupo de chavales negros jugando al rugby?, pero es que ya nadie se estremece con un grupo de jugadores abrazados gritando "por nuestro país!, a por ellos!" y esas cosas?, nadie lagrimea con 60.000 personas cantando un himno en cuatro idiomas diferentes?

Esta película es una hermosura. Es el mejor estreno que he visto de lo que llevamos de 2010. Está estupendamente filmada y la interpretación de Freeman es sobresaliente.

A mí no me sobra nada, ni un minuto. Me parece una película preciosa y una gozada para el espíritu.
Paz a los hombres de buena voluntad.

Suena el llamado a venir juntos,
y unidos permaneceremos en pie,
Vivamos y luchemos por la libertad
en Sudáfrica, nuestra tierra


Tanta cinta blanca os está friendo el cerebelo...

Mr. Lombreeze dijo...

Ah, por cierto, si tienen hijos, llévenla a verla con ustedes. Van a aprender muchas bondades de la Vida y el Arte.

Dr. Quatermass dijo...

Lombreeze! no me esperaba menos de ti. Tu si que sabes.... De verdad que no entiendo como no paran de caerle palos a esta pelicula.

Saludos!